Cadáver Exquisito2

Por Satarsa - 12 de Mayo, 2007, 20:26, Categoría: General




--
Cadáver Exquisito
Editores:
Emanuel Alegre
Ulises Castañeda



Contraste y horror

Cadáver.

Caer.

Conceptos que se deslizan gracias a un tema. Un tema que puede ser atacado, viviseccionado; un tema que muestre cada una de sus aristas hasta que caiga desnudo, fatigado.

Exquisito.

Saciar el apetito que nos deja una frase, una idea, otro texto. Tomarlo y transformarlo, voltearlo, exprimirlo, disfrazarlo.

Y para jugar a esto, se precisan personas, colaboradores, apropiadores, que se interrelacionen por medio de este proyecto literario metamorfoseado en revista.

Cadáver Exquisito. Una excusa para degustar y diseminar, una excusa gratuita para hacer literatura. Cadáver Exquisito.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Contraste y horror

 

De Quincey encontró una manera curiosa y certera de explicar cómo percibimos el horror[1]. Notó que no nos percatamos de lo terrorífico o lo demoníaco sino hasta que es interrumpido por el flujo de la vida; no notamos de modo cabal que la naturaleza cotidiana del devenir de la existencia ha sido trastocada y que lo terrorífico se ha apoderado de nosotros, sino hasta el momento en que ese devenir es interrumpido, y la vida vuelve a la normalidad.

Para dar cuenta de ello, De Quencey se valió de Shakespeare: un pasaje de Macbeth que lo aterraba inexplicablemente cuando era niño. En la primera escena del acto segundo, el rey Macbeth es corroído la culpa del crimen de Duncan; su naturaleza se ha trastocado, lo demoníaco se ha instalado en la vida generando un espacio intermedio, un intersticio, una interrupción.

Lo que De Quincey destaca es que, maravillosamente, esa naturaleza del horror no es percibida claramente por nosotros; el poeta nos ha envuelto en ese velo sin que lo notemos. Entonces, los golpes a la puerta. Un ruido cualquiera, el más trivial y deleznable, el del puño de un portero que llama desde fuera de la recámara: ese sonido rompe el conjuro; la vida recomienza con el reflujo de una catarata que regresa con todo su estrépito luego de una interrupción antinatural. El corazón de De Quincey vuelve del Averno y la sístole y diástole se reanudan; se sabe que se vuelve de la oscuridad porque un destello de luz se ha manifestado de pronto ante los ojos.

Todo conocimiento, toda conciencia, es posible sólo gracias al contraste, a un espacio de mediación: por oposición. Como ante la estrofa y la antistrofa de la tragedia, o ante el esqueleto negro de un árbol contra un fondo naranja de cielo, comprendemos las cosas negativamente, viendo lo que no son; y así como el mínimo sonido nos devuelve a la vigilia poniéndole fin a un sueño que acaso podamos recordar, el hecho que nos pone ante la evidencia del horror es la marca que permite el restablecimiento de la máquina de la vida.

Toda experiencia y por tanto toda conciencia, requiere entonces de una mediación; cuando soñamos y sabemos que estamos soñando, el sueño ha dejado de ser exactamente un sueño.

 De Quincey escribió que la Historia[2] era una disciplina que se hallaba en su infancia, y no porque el historiador aún podía contar con infinidad de nuevos descubrimientos, sino porque los ya existentes podían ser recombinados y reinterpretados de variadísimas nuevas maneras. Del mismo modo la realidad es casi infinita, como las posibilidades del horror y como las maneras en que habremos de develarlo, para siempre encontrar detrás de la puerta abierta, a la manera de Kafka, una nueva serie de puertas.

                                                                                 

Ramiro H. Vilar. Longchamps, marzo 2007

Longchamps, agosto de 2006.    

 

 

 

[1] On the knocking at the gates in Macbeth (Sobre los golpes a la puerta en Macbeth), 1823.

[1] Greece under the Romans (Grecia bajo los romanos), 1842.

 

 

 

 

 

 

 

 

En el archivo adjunto están los datos para aquellos que deseen colaborar con la revista



 

 





El Blog

Calendario

<<   Mayo 2007    
LMMiJVSD
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31    

Categorías

Archivos

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog